miércoles, 29 de julio de 2015

Mensaje a Narnia



Escrito por: Elvis Occ

El ultimo mensaje a la nación fue la confirmación de lo que ya muchos sospechaban (los que no votamos por el teníamos la seguridad) sobre la mediocridad y medianía de nuestro presidente. La letanía que leyó, atropelladamente por ratos, fue a lo mucho una enumeración de chambonadas y cachuelos incompletos. Para colmo de males ni tan siquiera menciono -y si lo hizo fue fugazmente- los temas que muchos esperaban tocaría por ser esta su última alocución: seguridad ciudadana y reactivación económica. Poco o nada de hubo de eso.

Sin embargo nos enrostro sus numerosos programas sociales, como si regalar plata ajena -impuestos de todos- fuera tan difícil. A mitad de discurso dijo con orgullo velasquista que la remodelación de esa cafetera llamada Refineria de Talara era un logro de su gobierno. Lo que no dice es que con lo que se invierta en esa pieza de museo se pudo haber construido cuatro nuevas refinerías. Pero la cereza del pastel fue la buena nueva del lote 88, recuperado y destinado para proveer de gas al país. ¿No sabe acaso que ese gas está destinado a la generación de energía eléctrica?

Se panudeo con la captura de Orellana, pero evitó mencionar la de Martin Belaunde Lossio. Que el VRAEM ya no estaba bajo el control de los narcoterroristas y la economía peruana estaba creciendo más que México y Brasil, dijo con seguridad de alguien que vive en Narnia. ¡Paciencia Perú! Solo quedan doce meses más de asaltos, robos, sicariato, extorsiones, corruptelas, blindajes y complicidades. Si llegamos inermes a las elecciones presidenciales y votamos de un modo distinto, quizás el próximo mensaje a la nación sea la confirmación de cosas mejores, desde un Congreso mucho mejor. 
www.elvisocc.org