viernes, 26 de octubre de 2012

La Parada y El Cartucho


En 1998 el Alcalde de Bogotá, Enrique Peñalosa, inicia un proyecto denominado Tercer Milenio. El objetivo inmediato era desalojar a la población que en ese entonces vivía en el temible barrio llamado "El Cartucho", para demoler antiguas y desgastadas construcciones pero conservar algunas de origen republicano. El Cartucho era un barrio de recicladores y comerciantes pero más notorio aun por ser el centro de acopio, distribución y expendio de drogas establecidos en ese céntrico lugar 30 años atrás.

Desalojar a la población mayormente al margen de la ley de El Cartucho fue una proceso que tomó años y no se hizo de un día para otro. Una vez desalojados y siguiendo un plan serio, planificado y debidamente financiado, El Cartucho fue convertido en el hermoso parque Tercer Milenio, con ciclovias incluidas y los elementos de mal vivir fueron desalojados, indemnizados y reubicados, tal cual lo indicaba el proyecto.

Para nadie es un secreto que aparte de ser un centro de acopio de productos agrícolas  La Parada también está rodeada de un anillo lumpen que incluye ladronzuelos y vagabundos. Un eventual traslado de este viejo centro de acopio, afectaría las actividades ilegales de esa red criminal. No se trata pues tan solo de La Parada sino de todo lo que la rodea y es parte de ella, porque vive de ella. Todo eso tenía que hacer sentir su malestar en un intento de desalojo o de ahogamiento. Es lo mismo.

La Alcaldesa de Lima, Susana Villarán está totalmente desubicada. Esta inexperta señorona cree que trata con comerciantes del Centro Comercia El Suche de Miraflores. Pero no es asi! Craso error! La Parada está en un área de altisima criminalidad. Colocar bloques de cemento para asfixiar la vida en La Parada, a plena luz del día, en plena faena y con pocos policías mal equipados, sin armamento y temerosos de disparar, fue una estúpida provocación que solo produjo caos. Era tan previsible!

En Bogotá, desalojaron a mal vivientes y comerciantes del barrio El Cartucho para demoler y construir un hermoso parque. En Lima, la alcaldesa Villarán no tiene ningún plan para desalojar el amplio espacio comercial de La Parada, porque pretender impedir el paso de camiones no es ningún plan. Eso solo empeorará las cosas para toda la ciudad pues no tendrá dónde abastecerse. ¿Y qué hacer con todo el lumpen que vive y medra en ese emporio de la informalidad y la mugre? No lo saben!

¿Habrá algún día un hermoso parque en La Parada, el llamado "Parque del inmigrante", o Lima tendrá su versión peruana de El Cartucho? ¿Hay en verdad un plan serio o nuevamente estamos tan solo frente a declaraciones líricas, a las que ya nos tiene acostumbrados la alcaldesa Villarán? Todo apunta a que la derecha tendrá que enderezar este descalabro de los zurdos. Así que es mejor apurar la revocatoria. Mal negocio ese de poner marxistas en el gobierno de la ciudad.


www.elvisocc.org